La burocratización de la muerte

Death and Taxes nos pone al control de Grim, el recién llegado a la oficina del Sr. Fate, en el otro lado, básicamente, somos un alma traída de vuelta a la vida para hacer… trabajo de oficina. Si, este juego, se inspira mucho en otro título indie, Papers Please, del que beberá en cuestión de mecánicas, así que si has jugado este juego anteriormente, te sonaran algunas cositas que comentaré a continuación

En nuestro puesto de trabajo, nuestro jefe, Fate, nos mandará distintas fichas de personas, explicándonos su nombre, profesión, edad y una pequeña biografía ¿Nuestro objetivo? Decidir el destino de la humanidad. Bueno, más o menos.

Cada día iremos de nuestro apartamento a nuestro puesto de trabajo en las oficinas del Sr. Fate en un ascensor, cada día nos mandará unas especificaciones, como por ejemplo, salvar a todos los arquitectos o matar a todos los políticos. Nosotros, con nuestro confiable bolígrafo, elegiremos en la ficha de cada persona si debe vivir o morir y luego, al terminar con todas las fichas, enviárselas a Fate por Fax, cada día tendremos una misión principal y puede que algunas secundarias, podemos no obedecer las órdenes si creemos que son injustas debido a que quieren que salvemos criminales o en su defecto, matar a inocentes. Sin embargo, si no obedecemos la misión principal no nos pagaran esa jornada y si desobedecemos las secundarias también sufriremos una reducción de paga en función de que objetivo hayamos desobedecido.

 

Hablando de la paga ¿Para qué la podemos usar? Pues, tras una jornada, en la última planta del edificio está el Emporio de Mortimer, este amable esqueleto nos venderá algunas prendas para personalizar a nuestro personaje en el espejo de nuestro apartamento (que también habrá que comprarle a Mortimer) y otras cosas que pueden o no sernos útil como, porque no, un Fidget Spinner para poner en la mesa y darle vueltas en vez de estar trabajando.

Tras terminar cada jornada, recibiremos nuestra paga del día y volveremos a nuestro apartamento para pasar el día y cada semana o al par de días, depende del punto de la historia, pasaremos por la oficina de Fate para sufrir una evaluación, donde nuestro jefe nos comentara lo bien, o mal, que hemos actuado a lo larga de ese tiempo establecido. Que yo sepa, por muy mal que lo hagas no te pueden despedir, pero recuerda que no te pagaran por jornadas en las que no cumplas las especificaciones del día, además, las evaluaciones son un momento maravilloso para preguntar a Fate sobre nuestro trabajo y demás cuestiones que nos atribulen la mente en el momento, ya que, tenemos opciones de diálogo, abogando por el punto narrativo de este juego, que sin duda, es lo que lo hace brillar.

 

El gameplay es extremadamente simple, leemos informe, marcamos una de las dos opciones y mandamos el fax. Aquí lo que importa, es la historia, nuestra partida acabara tras un mes trabajado y la manera en la que acabaremos será dictaminada por lo buen funcionario que hemos sido. 

El estilo visual de Death and Taxes es una belleza, con tonos oscuros en un estilo bastante único, pero detalles coloridos que destacan en algunos personajes como la pajarita de Fate o el pañuelo de Mortimer

Como bien nos indica el conocido refrán, no te preocupes por tus decisiones, ya que solo existen dos verdades universales: La muerte, y los impuestos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s