Las criaturas vuelven a adentrarse en la oscuridad, esta vez para hacer un título aún más terrorífico que su antecesor.

Hace no mucho os traje un análisis de ObsCure, uno de los juegos de terror más infravalorados. Hoy os voy a hablar de la secuela de aquel primer título de survival horror que nos llevaba al instituto Leafmore High, con un grupo de adolescentes que quedaba atrapado en el centro y que fueron acechados por monstruos creados por experimentos biológicos, llevados a cabo por su temible director, Herbert Friedman. Analizamos detalladamente ObsCure: The Aftermath, el título que fue lanzado en el año 2007 y fue llevado esta vez tanto para las plataformas de PlayStation 2, PC, PSP y Wii. Por sus mismos desarrolladores, Hydravision Entertainment.

En ObsCure: The Aftermath, la historia se sitúa dos años después de los acontecimientos vividos en Leftmore. En esta secuela pasábamos del instituto a la universidad con algunos de los personajes de su primer título, Shannon, Kenny y Stan, ellos sobrevivieron a aquella noche terrorífica en High Leafmore, pero eso solo fue el principio para los jóvenes. Ahora, los sobrevivientes se han mudado a una pequeña ciudad cercana al instituto, Fallcreek, donde Kenny y Shannon comienzan la universidad. Entre los personajes ya mencionados también contaremos con nuevos personajes, entre ellos estarán Amy, Sven, Mei, Jun y Corey. Un grupo de amigos que tendrá que vérselas por primera vez con los monstruos espeluznantes, que como no podía ser de otra manera, serán todavía más temibles.

En ObsCure II, el desarrollo de los personajes es bastante más notario que en el de su antecesor.

La jugabilidad es muy parecida al primero, en esta ocasión no serán solo 5 los personajes jugables, sino que se sumarán tres más en la lista teniendo un total de 8 jóvenes para controlar, o lo que es lo mismo, más personajes más diversión. Cada uno tendrá una habilidad específica, por ejemplo, Kenny tendrá la posibilidad de mover objetos pesados, al igual que Sven. Stan seguirá teniendo la habilidad de forzar cerraduras, Shannon ahora podrá absorber el aura negra que aparece en algunos sitios, Corey tendrá la capacidad de saltar muros, Amy la habilidad de poder unir piezas de documentos, mientras que Mei podrá hackear puertas y sitios. Como en su primer título, será posible elegir entre dos de los personajes jugables en cualquier momento, siempre y cuando los personajes compartan escena, uno será llevado por el jugador mientras que el otro personaje será controlado por un posible multijugador, que como dato este modo seguirá presente en este segundo título, o por el contrario la máquina.

Tendremos toda clase de armas, entre ellas contaremos con bates de béisbol, pistolas, escopetas e incluso motosierras, arma de la cual en el anterior título prescindieron. La jugabilidad en la secuela cambia, ya que en ObsCure: The Aftermath no podremos tener la posibilidad de perder a ningún personaje durante las partidas, porque la historia será contada tal y como está escrita, es decir, como se podía dejar entrever, en este videojuego los personajes morir, morirán, pero cada uno de ellos lo hará en algún punto de la historia. Cosa que, bajo mi punto de vista, está mejor, porque se crea más expectación, ya que hay secuencias de muertes bastantes sangrientas, que te harán estar pegado a la pantalla para ver quien es el próximo en caer, así que si eres de los que disfrutan del gore, con ObsCure: The Aftermath lo tendrás. También contaremos con botiquines y bebidas energéticas, que nos ayudarán a recomponer a los personajes heridos. Como en ObsCure, los puzzles seguirán estando presentes, no serán muy complicados de resolver, pero te llevarán algo de tiempo para resolverlos.

Al igual que el primero, ObsCure: The Aftermath seguirá siendo un videojuego inspirado en las películas de terror americanas.

Pasando al apartado gráfico, estamos ante una notable mejoría respecto al primero, las expresiones de los personajes son más realistas. Además, las voces de los personajes, que está vez no estarán dobladas al castellano (solo con subtítulos), te seguirán transmitiendo tanto como en su primer título y su música estará compuesta, como en su primera parte, por Olivier Deriviere, que te sumergirá una vez más al terror con las melodías y los coros, que siguen poniéndonos los pelos de punta en los momentos clave del videojuego.

Respecto a la duración, el juego no es sumamente largo, pero si destacar que es más extenso que el primero. Cosa que nos hace disfrutarlo incluso más, ObsCure II se podrá pasar en unas 6 o 7 horas, pero siempre se puede aumentar la duración si cogemos las llaves que nos irán dejando por los escenarios. Estas nos sirven para abrir baúles de tres cerraduras con todo tipo de armas, armas que son muy eficaces contra los monstruos. La única cosa que no me gusto, es que no es tan rejugable como el anterior título, ya que una vez pasada la aventura no dispondremos de nuevos trajes ni armas alternativas, ni cualquier tipo de extra, como si pasaba en ObsCure. En líneas generales, Obscure: The Aftermath nos vuelve a trasladar al auténtico terror, con los oscuros espacios de los múltiples escenarios que nos mostrarán, con algunos monstruos del primer videojuego y algunos nuevos. Una secuela que sigue siendo muy infravalorada, pero que hace mucha justicia al primer título, ya que cuenta con muchas referencias y guiños a su antecesor que te harán estar pendiente hasta el broche final.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s